Mamá, Papá: ¿Y mis derechos?

Por: Yereli Rolander

 

Cuántas veces hemos escuchado ¡Desde que los derechos de los niños aparecieron uno no les puede decir nada¡ Muchos derechos de los niños! ¿Y sus obligaciones?, ¡si no existieran estos derechos podríamos educar y corregir a estos niños¡ y muchos, muchos otros prejuicios al respecto. La realidad es que padres y madres, tías, tíos, abuelas, abuelos, nanas, tutores, etc, jugamos un papel preponderante en la vigencia de los derechos de nuestros hijos e hijas. En lugar de quejarnos por su existencia, deberíamos analizar cómo el respeto y promoción de estos son una herramienta maravillosa para su educación y formación.

No le tengamos miedo a enseñar a nuestros hijos e hijas sus derechos, no temamos a formar a nuestros hijos en una cultura en la que no son objetos, sino sujetos de derechos, debemos hacerlos conscientes de que tienen derechos y las personas deben respetarlos, incluyendo aquellas que son vistas como autoridad, como profesores, educadores, nanas, cuidadores y familiares.

 

Al enseñarles sus derechos les entregamos una herramienta valiosísima que les ayudará en su autoestima, en su desarrollo personal, en sus relaciones personales, a cuidarse y denunciar el maltrato físico o emocional, los castigos corporales, abusos físicos o sexuales, intimidaciones, violencia escolar, entre otras que atenten contra su dignidad humana. Además al ser educados en el respeto a sus derechos también aprenden a relacionarse de manera respetuosa y solucionar conflictos de manera pacífica.

Permitámonos educar en el respeto, la tolerancia, la armonía y el amor.

Si quieres que tus hijas e hijos exploren el mundo de sus derechos, puedes hacerlo en la página “A jugar con UNICEF”, donde podrán divertirse con juegos interactivos, conocerán la historia de UNICEF y aprenderán sobre sus derechos en una sección de la Convención sobre los Derechos del Niño; además podrán ver más de 40 videos de dibujos animados sobre sus derechos.

http://www.ajugarconunicef.org/#centro